“EL ROBO DE UNOS SIFONES”

Sifones

Sifones

La noticia del robo de unos sifones, allá por el 900, nos permite asomarnos a la historia de uno de los acompañantes cotidianos de las mesas de nuestro pueblo, que poco a poco va cayendo en desuso: “la soda”.

Sin distinción de clases, el sifón era un elemento infaltable en los almuerzos y cenas, cuando no formaba parte de la picadita previa.

Su repartidor, el célebre sodero, era el amigo de confianza del barrio, aunque muchas veces se hacía fama de “picaflor” y era visto con desconfianza por los hombres del lugar. Entorno a esto se han tejido innumerables historias, que han inspirado novelas como, “El sodero de mi vida”, protagonizada por Andrea Del Boca y Dady Brieva (2001 – 2002).

Vayamos ahora al robo que nos ocupa, al que con esta introducción hemos pretendido despegar de la mera crónica policial.

El sodero de mi vida

El sodero de mi vida

La primer fábrica de soda que talvez se instaló en Saladillo, fue la de don Jaime Claramunt, en Enero de 1890, según nos cuenta Alberto Benítez. Esta se ubicaba en la esquina de Catamarca (Hipólito Irigoyen) y Rioja (12 de Octubre).

Por aquellos años, los sifones se importaban de Europa, y recién hacia 1908 se comenzaron a fabricar en Argentina. Por lo tanto, el cuidado de los envases era un punto crucial para el comerciante de la soda.

El 4 de Setiembre de 1900, don Jaime se acerca a la comisaría, denunciando el faltante de 368 sifones con su marca. Funcionaba ya por entonces otra fábrica de soda, perteneciente a los señores Luís Freccero y Pedro Pistone, a cuyas instalaciones se dirigió la policía. Luego de una minuciosa requisa encontraron en los sótanos de la fábrica, 153 sifones con la marca de don Jaime Claramunt.

Los empresarios fueron detenidos y puestos a disposición del Juez de Paz.

Fue esta una historia, para tomársela con soda!

2 Comments

  1. Alejandro Mariotto 2014/06/08 17:25 Responder

    Está muy buena esta noticia sobre las soderias saladillenses. De chico, en mi casa, nunca faltaba en la mesa la soda de la Soderia “Don Agustín Pertino”.
    En Berisso, muy cerquita de La Plata, alguién se tomó el trabajo, allá por los 90 (del siglo XX) de recuperar sifones que la gente descartaba por que empezaron a salir de plástinco, y fundó el “Museo de la Soda”. Este Museo funciona en forma física y tambien virtual así que los invito a visitarlo. http://www.clubdelsifon.com.ar/

  2. oscar capobianco 2016/06/23 10:54 Responder

    Que abra sido de Los otros 215 no ?

Deja un comentario

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>