“ARDUINO DASSATTI… Y LAS PIEDRAS HABLAN”

Don Arduino Dassatti

Don Arduino Dassatti
Fotografía de la Colección del Museo de Saladillo

Cuenta la leyenda que cuando Miguel Ángel terminó su “Moisés”, lo golpeó en la rodilla y le dijo “parla”. Tal la belleza y realismo de la obra, que tan sólo le faltaba hablar.

Hemos tenido en nuestro pueblo un escultor, italiano también él, que tenía ese talento de hacer hablar las piedras. Su condición humilde, lo hizo permanecer casi anónimo, o que en sus obras figure el nombre del marmolero para el que trabajó. Pero las piedras siguen gritando su talento y el nombre de Arduino Dassatti sobresale entre todos los artistas que han vivido en Saladillo.

Lápida de 1937

Lápida de 1937 en el Cementerio local
Seguramente obra de Arduino Dassatti

Algunas de sus obras conserva su familia; otras están en el Museo local; esculturas de mármol de su autoría se encuentran en la Iglesia Parroquial; una imagen de la Inmaculada se encuentra en la capilla de la calle Lope Serrano, puesta bajo dicha advocación. Pero es en el Cementerio donde pueden observarse su mayor número de obras, aunque todas anónimas por las razones laborales antedichas. No obstante, observemos el ángel de la lápida, en la foto que acompaña esta nota. ¿Cuántos artistas podrían lograr ese realismo en la caída de la tela, en Saladillo? No tememos equivocarnos si decimos que sólo uno: Arduino Dassatti.

Hay que rescatar además los datos aportados por nuestro historiador, Alberto Benítez. Trabajos de Don Arduino se encuentran en la Basílica de Luján y el Monumento a la Bandera, en Rosario, lo contó entre el equipo de escultores que trabajaron en su realización.

Ya hemos mencionado que la placa de la calle Mariano Acosta, hoy desaparecida, era obra suya (1). Seguramente el tiempo nos permitirá confirmar, que muchas de las placas que adornan nuestras calles son de su realización.

Un busto de Manuel Ibáñez Frocham, hecho por Dassatti, fue robado del cementerio. Hay otro que se conserva en el Museo, al igual que otro de Emparanza, que es digno de observar de cerca por los detalles de las costuras de su saco, la corbata y el peinado.

Busto de Francisco Emparanza

Busto de Francisco Emparanza
Obra de Arduino Dassatti que se exhibe en el Museo de Saladillo

En 1910, la revista “Caras y Caretas” le dedicó un artículo a una cadena de mármol, de una sola pieza, de la que pendían medallas con las efigies de San Martín, Mitre, Rivadavia, Lavalle, Belgrano y Saavedra. “Una obra maestra de paciencia” la tituló la célebre revista.

Arduino Dassatti había nacido en Biacesa, Italia, en 1882. Emigró muy joven a América y tras vivir un tiempo en Estados Unidos, se radicó definitivamente en nuestro país, en nuestro Saladillo.

Aquí se casó con Ángela Dellatorre y fue padre de David, Adelina y Lila.

Falleció el 2 de Diciembre de 1964. Una calle de nuestro pueblo lleva su nombre.

Muchos conocemos a su nieto Gustavo. Quienes lo conocemos un poco más, no podemos negar que la herencia genética no implica sólo el parecido físico, también el talento artístico se hereda.

(1) http://historiasaladillo.com.ar/hs/2014/09/cuando-la-avenida-31-de-julio-paso-a-llamarse-mariano-acosta/

2 Comments

  1. claudia calcedo 2014/12/10 21:16 Responder

    Arduino Dasatti realmente un artista extraordinario que nos ha permitido disfrutar de obras de una estética y delicadeza únicas en nuestra ciudad ,Al ver sus obras se me plantea un interrogante¿ cómo habrá sido la vida de semejante artista en un pequeño pueblo como era Saladillo en aquellos años ?

  2. fermin lopez ramundo 2017/01/21 12:07 Responder

    soy de saladillo y básicamente me crié junto a su nieto, si bien nunca se dio una charla sobre sus esculturas me llamo la atención toparme con este post sabiendo que se esta hablando de el abuelo de mi amigo.

Deja un comentario

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>