“EL MÁSTIL DE LA PLAZA: UN MONUMENTO DE LOS CONSERVADORES”

Inauguración del Mástil

Inauguración del Mástil
Fotografía de la Colección del Museo de Saladillo

Desde 1923, tiempo de Gobierno Radicales, el centro de nuestra plaza se encontraba adornado con un hermoso kiosco, que servía de descanso a quienes paseaban, lugar de encuentro de los enamorados, y de escenario para la banda de música que alegraba los domingos.

En 1939, en pleno apogeo de los Gobierno Conservadores de la Década Infame, se decide demoler aquel kiosco y emplazar el mástil que actualmente tenemos.

La inauguración se produjo el día 30 de julio y para la ocasión se hizo presente el Gobernador de la Provincia, Manuel Fresco, uno de los máximos referentes de la política conservadora.

La comitiva llegó en el tren de las 12 y 10, del Ferrocarril del Sud. Entre quienes acompañaban al Gobernador se encontraba el Director de Higiene de la Provincia, el saladillense Atilio Viale.

Fue un día trascendental para la historia local, porque además de la mencionada inauguración del mástil, ese día quedó inaugurado el Pabellón del Hospital, para enfermos del pulmón, y se impuso el nombre de “Domingo Faustino Sarmiento” a la Escuela Nº 1.

Es sintomático que actos de tal trascendencia no fueran ni siquiera mencionados por los periódicos locales “El Argentino”, “La Semana” y “La Verdad”, este último de Del Carril. Escuetamente los reseñan “Confraternidad” y “Las Noticias”, cubriéndolos ampliamente “El Pueblo” y “El Orden”.

El Gobernador Fresco en la Inauguración del Mástil

El Gobernador Fresco en la Inauguración del Mástil
Fotografía: “El Orden” – 06/08/1939

La Banda de Música de la Policía Provincial tocó el Himno Nacional; el Cura Párroco José Ráed lo bendijo y pronunció una oración patriótica; el Gobernador Fresco, Atilio Viale, la señora del Intendente Municipal, Otilia Domínguez de Sabaté y la señora Justina Sabaté de Thómas y Coutiño descolgaron las cintas argentinas que caín desde lo alto del mástil. Acto seguido, el propio gobernador, accionó un dispositivo eléctrico que izó la bandera hasta lo más alto del mástil.

Allí ha quedado desde entonces nuestro mástil con sus duros y fríos bloques de granito, y sus altorrelieves de bronce representando a la patria, como testimonio de una época.

2 Comments

  1. Graciela SAVONE. 2017/07/26 22:50 Responder

    Muy interesante este retazo de la historia de mi pueblo, q no conocìa. Muchas gracias.

  2. elva zabala 2017/07/28 22:41 Responder

    Gracias Marcelo por hacernos recordar nuestro Saladillo de antes un abrazo

Deja un comentario