“PANADERÍA «LA ESTRELLA»: MEDALLA DE ORO EN LA EXPOSICIÓN DE MILÁN”

Premio en la Exposición de Milán

Premio en la Exposición de Milán

El periódico “El Tribuno”, que dirigía don Sebastián Tersol, con imprenta en San Martín entre Moreno y Sojo, saludó a sus lectores por el Año Nuevo, con un número especial el 1º de enero de 1919. Impreso en papel ilustración, como suele ocurrir en este tipo de publicaciones contaba con el auspicio de los principales comercios del pueblo. Entre esos anuncios llama particularmente la atención uno de Panadería “La Estrella”, que hacía mención a un premio recibido en Milán, en el año que fenecía.

Esto ha sido motivo para interesarnos sobre las características de ese premio y recordar someramente la historia de esa tradicional panadería que perteneció a la familia Onís.

Edificio de la Panadería La Estrella

Edificio de la Panadería La Estrella

Desde los comienzos mismos del pueblo la vieja esquina de Corrientes (Sojo) y Tucumán (Posadas), estuvo destinada a la molienda del trigo y el amasado del pan. Allí, Beltrán Etchepareborda, instaló su tahona, en la que con sus pesadas piedras, movidas por caballos, se elaboraba la harina con la que allí mismo se hacían panificados. Los vecinos la conocían como “La Tahona de Beltrán”, la que funcionó hasta 1912, cuando los hermanos Onís la compraron y rebautizaron con el nombre de “La Estrella”.

Se trató realmente de una «estrella», que brilló con luz propia durante gran parte del siglo XX. El anuncio al que hacemos referencia la presentaba como “Gran panadería y fábrica de galleta”. Ofrecía pan fresco a la mañana y a la tarde, con servicio de reparto a domicilio y atención preferencial a los pedidos de la campaña.

Desde fines del siglo XIX, Milán reunía a emprendedores de diversos rubros en grandes exposiciones internacionales, con el fin de incentivar el comercio. Fue así que los hermanos Onís participaron en la de 1918, haciendo llegar latas en difíciles condiciones de conservación, conteniendo sus panificados.

Que los productos llegaron en buen estado tras la travesía marina y que fueron del agrado del jurado, queda demostrado con el “Diploma al Mérito con Medalla de Oro” que les hicieron llegar.

Enmarcado en un gran cuadro, los hermanos Onís mostraron con orgullo su premio internacional, incentivo suficiente para continuar con su tarea durante largos y fecundos años.

Finalmente sus persianas se bajaron y el viejo edificio permaneció como testimonio de su larga trayectoria, hasta su restauración en 2002, en la que es de destacar el buen criterio de conservación patrimonial que se tuvo con él.

Una placa colocada en la esquina recuerda a la “Tahona de Beltrán” y la “Panadería La Estrella” que funcionaron en allí.

Diploma de la Exposición de Milán

Diploma de la Exposición de Milán

Medalla de Oro

Medalla de Oro

Publicidad en El Tribuno 01-01-1919

Publicidad en El Tribuno 01-01-1919

Placa de La Tahona de Beltrán

Placa de La Tahona de Beltrán

Deja un comentario