“HOMENAJE A JOSÉ TOMÁS SOJO”

Homenaje al Mtro Sojo

Homenaje al Mtro Sojo
Fotomontaje de Matías Vidal

Nos gusta la historia por nostálgicos, por los recuerdos que nos evoca y las emociones que nos despierta. Pero, fundamentalmente, nos interesa por su incidencia en el presente.

Este juego de intercambios, en el que pasado y presente se mezclan de manera constante, ha sido hermosamente logrado en los fotomontajes de Matías Vidal. Un Saladillo pasado aún deambula por nuestras calles y nos invita a recordarlo.

Tomemos por ejemplo esta imagen, en la que frente al moderno edificio de San Martín y Sojo, aún se le rinde homenaje al Dr. José Tomás Sojo. (más…)

“EL CASAMIENTO DEL INTENDENTE”

Delia Gowland - Federico Álvarez de Toledo

Delia Gowland – Federico Álvarez de Toledo

A fines de 1903, Francisco Emparanza estaba terminando su primer mandato como Intendente por el Partido Republicano. Su figura era fuertemente resistida por el Partido Radical, que se expresaba por medio del periódico “El Argentino”, entonces dirigido por los periodistas Félix Rojas y Víctor Simón.

En varios conflictos entre ambos bandos había terciado como mediador el acaudalado estanciero Federico Álvarez de Toledo, hijo del miembro de la Comisión Fundadora del Pueblo, a quien por entonces se lo nombraba como el venerable anciano Don Federico Álvarez de Toledo.

Surgió de este modo como natural, la candidatura a Intendente de Federico Álvarez de Toledo (hijo), quien fue electo para el período 1904-1905. Su postulación, según veremos y utilizando términos actuales, fue una candidatura testimonial, ya que delegó su mandato en el Presidente del Concejo Deliberante, que no era otro que el Doctor Francisco Emparanza, quien de este modo, como Intendente Interino continuó al frente del municipio.

Las razones de sus licencias fueron dos: Un viaje de placer a Europa, que emprendió a poco de asumir, hasta finales de 1904 y su posterior casamiento, de cuyos datos nos ocuparemos en esta nota. (más…)

ESCUELA Nº 38: «LA ESCUELA BONDI»

Casilla de madera y tranvía mástil

Casilla de madera y tranvía mástil
Fotografía: “Aquí Saladillo” – 10/06/1967

Los tranvías fueron parte del paisaje porteño hasta mediados del Siglo XX. En lunfardo, por una deformación del portugués, se los denominó “bondis”, término que actualmente se aplica a los colectivos.

Por un decreto de Octubre de 1961 su servicio fue suprimido y los antiguos “bondis” quedaron en desuso. Fue así que en 1963 se destinaron tres de aquellos coches para que sirvieran de aulas a la naciente Escuela Nº 38 de Saladillo. (más…)

“DON RAFAEL ZAMORANO: EL PRIMER MAESTRO”

Rafael Zamorano

Rafael Zamorano

Una de las principales motivaciones que tuvieron los pobladores del Partido del Saladillo, a mediados del siglo XIX, para fundar un pueblo, fue la necesidad de contar con una escuela para la educación de sus hijos. Es que hasta entonces, la mayoría de los niños no podían tener acceso a la educación. Sólo unos pocos, de las familias más acomodadas, podían contar con una institutriz en el campo, o ir a Lobos, el pueblo más cercano, o en el mejor de los casos a Buenos Aires.

Se le encargó a Antonio Bozán que consiguiera un lugar apropiado para hacer las veces de escuela, hasta que fuera posible construir una. También se le encomendó que buscase un buen maestro para la misma.

Bozán había adquirido un solar en el nuevo pueblo, frente a la plaza, en el lugar que posteriormente funcionó la tienda “La Platense”. Allí había construido un rancho de ladrillos, con techo de paja, compuesto por tres habitaciones. Esa fue la primera escuela de Saladillo, que funcionó hasta 1872, cuando se inauguró la nueva escuela en la esquina de San Martín y Moreno.

Resuelto el asunto del lugar, se abocó a su segunda misión, conseguir un maestro idóneo para la formación de los niños. Lo encontró en la persona de don Rafael J Zamorano, quien arribó a Saladillo en agosto de 1865. Se cuenta de él que era un “hombre muy culto, intelectual, religioso, austero, muy serio, pero juntamente de animada conversación y chusco”. Por “chusco” se entiende a alguien chistoso, gracioso, pícaro… Pero como veremos, no parece que el buen humor fuera una de sus virtudes. (más…)

“LA CREACIÓN DEL PARTIDO DE SALADILLO (25/12/1839 – 25/12/2017)”

Juan Manuel de Rosas

Juan Manuel de Rosas

La figura de Rosas es compleja, polémica, contradictoria. Una de sus estancias, “Altos Verdes”, se encontraba en la zona de Begueríe, que como veremos pertenecía al Partido de Saladillo, al momento de su creación. Este hecho y su relación demagógica con los Pueblos Originarios, permitió una paz relativa, que dio lugar al desarrollo de los primeros estancieros que se instalaron en la zona. (más…)

«1810 – FIGURA DE NIÑO»: UNA ESCULTURA DE LUCIO CORREA MORALES.

1810 - Figura de Niño

1810 – Figura de Niño

En un extenso catálogo de las obras de Lucio Correa Morales se menciona una titulada «1810 – Figura de Niño», con una nota a la par que indica: “Paradero desconocido”.

Pero esa extraordinaria obra del gran escultor de Navarro, no tiene “paradero desconocido”, se encuentra en Saladillo, exhibida con orgullo, para deleite de todos los que visitan el Museo de nuestra ciudad.

Sabemos, que hasta 1839, cuando se crea el Partido de Saladillo, gran parte de nuestras tierras pertenecían a la jurisdicción del Juez de Paz de Navarro. Pocos años hacía que esta organización administrativa había cambiado, cuando nació en Navarro el niño Lucio Correa Morales, del que podemos decir sin exagerar, que fue un hombre de nuestros pagos. (más…)

“EL SEÑOR DE LOS ARCHIVOS: MANUEL IBÁÑEZ FROCHAM”

Manuel Ibáñez Frocham

Manuel Ibáñez Frocham
Fotografía: “Las Noticias” – 10/09/1927

Son múltiples las facetas desde donde podemos abordar la vida de Manuel Ibáñez Frocham. Su actividad fue intensa y se destacó en cuanto emprendimiento realizó.

En esta oportunidad nos detendremos tan sólo en su actividad de organizador de archivos, los que él mismo utilizó en sus tareas de periodista e historiador, dejando a nuestra disposición una valiosa información para la reconstrucción de nuestro pasado. (más…)

“HOTEL EL GLOBO, LA CENTRAL Y EL EDIFICIO MAYO”

La Central y el Edificio Mayo

La Central y el Edificio Mayo

La esquina de Rivadavia y Moreno es sin duda una de las de mayor importancia en Saladillo. De hecho, desde hace bastante tiempo es el lugar natural que hemos elegido para los festejos populares.

Sus edificios son postales que nos identifican. La Plaza y sus cambios; el viejo Banco Provincia, hoy Museo; el Club Social, antiguo Hotel de Listre y el “Edificio Mayo” donde funcionaron el Hotel “El Globo” y “La Central”. Recordemos algunos datos históricos de estos últimos. (más…)

DE «LA HIGIÉNICA» A «LA NUEVA RIVADAVIA»

La Nueva Rivadavia

La Nueva Rivadavia

De la muestra «Tantos Panes como Sueños» (1), realizada en nuestro Museo en el año 2016, quedó de manifiesto la “rica” historia de las panaderías de nuestro pueblo.

En nuestra reciente nota sobre la Avenida Rivadavia (2), contamos también la “larga” historia de nuestra avenida principal. Decíamos allí que desde un primer momento, Rivadavia fue la arteria comercial más importante y sigue siéndolo.

En la esquina de ésta con la calle 12 de Octubre, se encuentra la panadería más antigua de Saladillo. Tan vieja, pero al mismo tan nueva, “La Nueva Rivadavia” lleva más de un siglo invadiendo con su rico aroma a pan recién horneado, al centro saladillense. (más…)

“EL FERROCARRIL DEL SUD A COMIENZOS DEL SIGLO XX”

Estación del Ferrocarril del Sud en 1904

Estación del Ferrocarril del Sud en 1904
Fotografía: “El Pueblo” – 18/12/1904

El Ferrocarril del Oeste, de capitales estatales, inaugura el ramal a Saladillo el 21 de Setiembre de 1884 (1). En 1890 es vendido a empresarios ingleses, quienes 2 años más tarde venden el ramal que llegaba a Saladillo, a la empresa del Ferrocarril del Sud, también inglesa.

Hasta 1897, Saladillo fue punta de rieles, lo cual le dio un importante desarrollo comercial. En ese año el ramal fue extendido hasta General Alvear.

Iniciado el Siglo XX, todo el movimiento del pueblo pasaba por la estación. Dos trenes de pasajeros arribaban diariamente desde Buenos Aires, los que luego regresaban desde Alvear con destino nuevamente hacia la gran ciudad. A su vez un tren de carga llegaba y partía diariamente con idénticos destinos.

Para darnos una idea del importante movimiento ferroviario de aquellos años, tomemos algunos datos de la Memoria Municipal de 1906. (más…)